El fomento y difusión de nuestra arquitectura es una de las tareas que este Colegio Territorial de Arquitectos de Valencia viene realizando con orgullo y satisfacción, desde su fundación. Nuestro patrimonio arquitectónico es una riqueza colectiva y un imprescindible elemento de identidad cultural, y es por ello que la exposición a la luz pública de esta selección de edificios de la ciudad de Valencia, desde su fundación hasta el momento actual, ha de constituir un importante apoyo para su conocimiento y disfrute.

EDIFICIO CARBAJOSA

  • EDIFICIO CARBAJOSA

EDIFICIO CARBAJOSA

Año Construcción: 
1929 (1929-1931)
Situación: 

c/ Xàtiva 21

Autor: 
Luis Albert Ballesteros
Intervenciones: 
Fernando Puente Roíg

Edificio residencial construido en una de las manzanas situadas frente a la Estación del Norte que fueron reformadas, a partir de 1928, con la finalidad de mejorar los accesos a la nueva plaza de Castelar, hoy del Ayuntamiento. Proyectado definitivamente en lo que se conoce como expresionismo funcionalizado, tras unos primeros dibujos clasicistas, se eleva sobre un solar trapezoidal de escasa profundidad edificable, y consta de sótano y bajos comerciales, y de seis plantas y un ático que albergan un total de 13 viviendas. Éstas, con una distribución de dos por planta, se desarrollan a partir de un pasillo central que hace posible que las dependencias principales recaigan al exterior. Sus fachadas, que definen un acotado chaflán y están tratadas de forma continua, refuerzan el carácter horizontal del edificio con incisiones lineales en los entrepaños e incorporan en ellos altorrelieves de diseño dèco, realizados por el escultor valenciano Ricardo Boix. Este edificio, el primero de la ciudad en el que se utilizó una estructura completa de hormigón armado, mantiene aspectos compositivos y decorativos presentes ya en la excepcional propuesta presentada por los arquitectos Luis Albert y Gaspar Blein al concurso del Ateneo Mercantil en 1927. Reformado y ampliado en los años finales de la década de 1990, ha perdido su carácter residencial y su nueva fachada, extendida hacia la calle Ribera, ha trastocado la fuerza expresiva del antiguo chaflán al consolidar una inexistente simetría.


(Texto extraido de la "Guia de Arquitectura de Valencia" CTAV 2007. + Información)